Ceacheí: palabra de campeón

Portada
Eds. Ceacheí, 2008 - 277 páginas
1 Comentario

Dentro del libro

Comentarios de la gente - Escribir un comentario

Crítica de los usuarios - Marcar como inadecuado

José Lizana, autor de "Ceacheí: palabra de campeón", es editor y desde el año 2000 trabaja en la Editorial LOM. Por lo mismo, hace rato que venía dándole vueltas a la idea de lanzarse en solitario a hacer un libro acerca de los escasos triunfos en el deporte chileno y sus principales alcances. Con este objetivo en mente, en septiembre de 2006 comenzó a realizar entrevistas a distintos deportistas nacionales que a lo largo de la historia han obtenido algún triunfo importante.
La primera de estas fue con Carlos Caszely, cuando Lizana aún no tenía claro cuál sería el formato final de su libro. "En un principio no lo pensé como de entrevistas, pero con el tiempo y el desarrollo del proyecto mismo, me pareció oportuno salir en búsqueda de los testimonios, reflexiones y anécdotas de quienes han representado dignamente los colores de Chile en el deporte", explica el autor. De esta forma, fue juntando conversaciones hasta cerrar el ciclo en octubre del año pasado, con la realizada al levantador de pesas Cristián Escalante.
Puros ganadores
Las entrevistas presentes en este libro abarcan diversas disciplinas deportivas nacionales, tanto profesionales como amateurs, y al mismo tiempo recorren varias décadas de nuestra propia historia. Esto, porque podemos ver desde el testimonio de Marlene Ahrens (medallista de plata en los Juegos Olímpicos de Melbourne 1956) hasta las confesiones de la golfista profesional Nicole Perrot. Sobre Marlene Ahrens, el autor adelanta que el libro muestra "la rabia que ella guarda por un castigo hasta ahora desconocido". Otros detalles sabrosos que promete el texto son la mejor anécdota de Gert Weil en una competencia, las claves del éxito de la nadadora Kristell Kobrich y las decepciones de la tiradora con arco Denisse Van Lamoen.
Lizana también cuenta que las formas de llegar a los distintos entrevistados fueron muy diversas. Mientras a la mayoría los contactó por medio de sus federaciones, hubo otros a los que tuvo que insistirles más e incluso enviarles previamente su pauta de preguntas. Entre los más amenos y de fácil acceso, el autor recuerda al ex boxeador Benedicto Villablanca (que ganó el título mundial en 1982, del cual fue despojado a los pocos días por secretaría). "Él ahora trabaja en Investigaciones en Melipilla y cuando lo contacté me dijo que en los próximos días andaría por Santiago y me pasaría a ver. Y así lo hizo". Distinto fue el caso de Marcelo Ríos, quien sólo accedió a responder un cuestionario que Lizana envió a través del padre del tenista. "Yo quería hacer la entrevista in situ e insistí bastante con eso. Pero finalmente, entre tener o no tener a Ríos en el libro, preferí aceptar hacerlo como él pedía", cuenta resignado.
Más allá de los entrevistados, la duda que aflora instantáneamente es qué deportistas pudieron haber estado en estas páginas pero no quisieron hacerlo. "Aunque se intentó y mojó la camiseta te puedo nombrar a Nicolás Massú, Iván Zamorano, Martín Vargas y Eliseo Salazar". En una de esas, ese será material para una segunda parte.
 

Contenido

Omar Aguilar Cárdenas
19
Marlene Ahrens Ostertag
25
Carlos Lucas Manríquez
49
Derechos de autor

Otras 16 secciones no mostradas

Términos y frases comunes

Información bibliográfica