Imágenes de páginas
PDF
EPUB

Informe de D. José Salvador sobre las pesquerias

de perlas y caracol de tinte en Nicoya.—Año de 1803 (1).

Razón circunstanciada de la clase y cantidad de pezcas que se verifican en las costas del Mar del Sur de esta Prov.a de León de Nicaragua.

Con cuanta brevedad me ha sido dable y permite la distancia que media de esta Capital de Provincia al partido de Nicoya he formado, con la individualidad que se me manda, la noticia que S. M. ha resuelto se le remita de la clase y cantidad que se hace de pezcas en las Costas de este Gobierno, con lo demás que incluye la Soberana disposición.

En la Costa del Mar del Sur, partido de Nicolla, su Puerto nombrado el Río de Albarado y en el día el más frecuentado por la inmediación á aquel Pueblo, que sigue ésta hasta finalizar en el sitio nombrado Cabo Blanco, su distancia será la de 60 leguas poco más o menos. Hay varios arenales é Islas pequeñas que se descubren en las vaciantes ó vajas de Mar, siendo el tiempo en que se verifican las pescas de Perlas, por que se facilita el aproximarse á las oquedades en que existen y se encuentran con más facilidad las conchas, y lo mismo sucede en los arenales indi. cados, que desde inmemorial tiempo se ha ejercitado en estos parajes y han producido y producen buena clase de Perlas de todos tamaños, su origen en lo general regular y en algunas particular. De la cantidad no se puede dar noticia individual, por no haberse verificado estas pezcas con la formalidad y método que corresponde y hacerlo cada uno cuando le acomoda ó le permiten sus fuerzas ó caudal, agregándose á lo expuesto el corto número de vecindario

(1) Archivo General de Indias.- Estante 101, cajón 6, legajo 22. de aquel Pueblo, tener que atender a los cultivos de sus haciendas, corte de Maderas, construcción de sus casas y refacción de ellas. En esta misma estación, que son los meses de Enero, Febrero, Marzo y Abril, es en la que deben verificar las pezcas en el paraje indicado, por no poderse hacer en los demás meses á causa de los muchos Ríos y bocas de esteros que con las lluvias enturbian el agua é impiden el descubrimiento de las conchas, y se han experi. mentado varias desgracias por la diversidad de animales que hay próximos á las Costas; y como las canoas en que se conducen son de poca manga, no pueden contrarrestar contra la fuerza de éstos. De Cabo Blanco al Junquillal habrá la distancia de 60 á 70 leguas, en cuyo distrito no se ha hecho descubrimiento alguno; y de este último hasta el paraje nombrado Salinas, que hay de distancia como 150 leguas, se encuentran otros varios donde se verifican las expresadas pezcas de perlas de igual calidad y con particularidad en el parage nombrado Papagallo, en que hay varias Islas que producen con abundancia conchas; y si se hicieran éstas en los términos que corresponde, se conseguirían mayores extracciones y por consiguiente descubrimientos; en el que no se puede verificar la pezca sino en los meses de Mayo, Junio, Julio y parte de Agosto, por ser contrario los vientos en aquella estación.

Nunca ha habido número fijo de los dedicados á esta pesca, porque cada uno la hace cuando la conceptúa útil ó le acomoda.

El método que se ha observado en las enunciadas pezcas es el de una canoa de 1o á 12 varas de largo y muy angosta, en las que se ocupan hasta 15 hombres, y no se construyen mayores por no ser útil para la pezca, pues tienen que fondear éstas donde mismo se verifican. El jornal que gana cada Marinero ó pezcador mensualmente es el de 10 pesos y el patrón 20.

A la peźca indicada de perlas se agrega la de caracol en las vaciantes del Mar en los términos siguientes:

Este encierra dento un guzano que con su jugo se tiñe hilo morado, cuya maniobra es prolija y trabajosa, pues para que expida la tintura el enunciado se sopla por una de sus puntas, y verificado esto se buelve á colocar en el mismo lugar en que estaba, y pasado un mes buelve á

servir y subcesivamente se sigue este método; este caracol se pezca en toda la Costa de aquel Partido. El hilo antes de teñirse se prepara lavándose y dejándolo en espuma de jabón interin se verifica la pezca; conseguida ésta se tiñe con el jugo indicado, el que toma color amarillo, y puesto al sol para que se scque se convierte en el de morado.

El medio más propio y oportuno para que se fomentara estas pezcas es el de aumentar aquel vecindario y que al mismo tiempo hubiera sugetos de caudad que se interesasen en ellas; y de otro modo contemplo imposible se prosiga la prosperidad que se apetece,

En la costa del mismo mar del Sur del Realejo, Puerto Principal de esta Provincia, se consigue la del Carey, poca, no hay abundante, y en los meses de verano escasea ésta,

Perlas se suelen pescar algunas pero chicas y por consiguiente de ningún valor ó precio. Caracol de los indicados por una casualidad se suelen encontrar. León de Nicaragua, 23 de Febrero de 1803.=José Salvador.

El gobernador de Costa Rica contesta al presidente

de Guatemala sobre el proyectado camino á Panamá.-Año de 1803 (1).

M. I. S.=Obedeciendo al decrero de V. S. de 14 de Enero de este año para que asegurado de la comodidad del camino nuevo que propuse en consulta de 20 de Noviembre del anterior, calculase el costo que podría tener y lo demás á que se contrahe, digo:

Que se hizo el reconocimiento del terreno para abrir dicho nuevo camino de Orosi á Boruca, y habiendo comisionado á el efecto los indios del citado pueblo de Orosi, como los más prácticos por aquella parte, éstos informaron á su regreso que era imposible por ser muchas y muy escarpadas las sierras que median entre su pueblo y el de Boruca, y que nunca podrían traficar por ahí recuas. En esta virtud desisti del primer pensamiento.

A este tiempo se hallaba D. Ramón Palacios, vecino de Valle Hermoso, próximo á marchar á Panamá con una partida de mulas, y como no le urgía el viaje solicitó abrir un desecho de que unos nueve años antes se servían los de Valle Hermoso para ir á Sabegre, que está entre esta ciudad y el enunciado pueblo de Boruca. En efecto, Palacios abrió el desecho á poca costa, con ayuda de la cofradía de Nuestra Señora de los Ángeles que tiene sus ganados en el referido Sabegre, y marchó á Panamá con sus mulas, de donde habiendo regresado me ha informado que aunque se alarga el camino por el desecho que abrió, tiene la ventaja de abundar de pasto para las recuas y excusa muchas ásperas sierras que se pasaban saliendo de esta ciudad por el camino de la Candelaria y Dota.

La salida de D. Ramón Palacios para Panamá fué en Febrero ó en Marzo de este año, y desde entonces no sé

(1) Archivos Nacionales de Costa Rica. - Sección Histórica.

que se sirvan de otro camino los que transitan con bestias para Sabegre, Boruca y demás parajes del camino de Panamá, lo que me hace conocer la certeza del informe de Palacios. En esta virtud he suspendido las demás diligencias que indica el precitado decreto, considérandolas ya infructuosas en vista de lo expuesto.=Dios, etc. Cartago, 18 de Agosto de 1803.=M. I. S.=Thomás de Acosta= M. I. S. P. Don Antonio González Saravia.

« AnteriorContinuar »