Imágenes de páginas
PDF
EPUB

D. José Miguel, D. Juan José, i D. Luis Carrera , viene en anular las : sentencias que se pronunciaron en las causas séguidas con motivo de dichas conspiraciones , no obstante que conoce que nunca es este el camino lejítimo páraevitar los males de esta un desorden, i que los ciudadanos que aman su libertad, i nada miran superior a ella , deben producirse descubiertamente', i con la enerjia i carácter de hombres libres. · Talca 18 de Febrero de 1814.:;;

; Eizaguirre--Infante--Gonzales , Secretario. გვლვეველლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლლეველევივებაველივg

[merged small][ocr errors][merged small][merged small][merged small]

VD9ARECE, segun el estado de la Europa, que no puede

S distar el momento en que se decida cual deba ser la suerte permanente de España i de América. Veamos pues en que situacion se hallan ambas al acercarse aquel periodo interesante; i ojala pudieran conjeturar acerca de las esperanzas que pueden concebir de lo futuro! • Los desórdenes del anterior reinado, la falsa i funesta política de los gobiernos revolucionarios que sucesivamente le siguieron con los nombres de Juntas, Cortes i Rejencias, i la irrupcion de los franceses han reducido'a - la Península a un estado lamentable. Ella está inhábil para defenderse a si misma ; sin ejércitos ; sin rentas con que sostenerlos, sin comercio, sin industria, sin marina. Sus principales fondos iban de América; pero estos se invierten en guerras civiles fomentadas bárbaramenté. Ademas, hasta ahora no ha habido potencia alguna que pueda conservar colonias, ni sacar utilidad de ellas, sin

poderosas escuadras. Sin ellas cualquiera potencia maritima , el dia que quiera, se apodera ó reparte las colonias , o corta la comunicacion entre ellas i la metrópoli. Por esto toda potencia que tenga colonias. i no tenga escuadras, se verá cuando menos : reducida a la condicion del Portugal. Esta potencia era una verdadera colonia de la Gran Bretaña. Lo mismo fue perder su fuerza naval, que ver en ajenas mados sus bellas posesiones de la India i su comercio: ella no puede tener fábricas, decayó su agricultura, i sufrió el establecimiento de un duro monopolio: los tesoros del Brasil pasaban por Lisboa para Lóndres, como bajo el mismo órden de cosas pasaban por Cádiz las riquezas de toda la América. Si atendemos al presente estado de debilidad, de interregno, por no tener mas que un gobierno interino i revolucionario, en que se halla la España, i a que el ejército convinado que la defiende de los franceses, se compone de 44,000 ingleses, 30,000 portugueses, i 20,000 españoles, del mismo modo que ha estado Sicilia defendida por un ejército ingles, i gobernada por un rei sin recursos i sujeto a un jeneral británico, veremos que conviene a la España la siguiente pintura que hace de la situacion actual de Sicilia un político ingles “ La Sicilia es incapaz de defenderse a si misma ; ella jime bajo los defectos de sus antiguas instituciones, i no posee la suficiente enerjia i virtud para reformarse; ella no puede aprovecharse de la proteccion de un gobierno, cuya delicadeza i honor la dejará continuar por un tiempo indefinido en este estado lamentable, antes que exponerse a ser tenido por usupador si se mezclase en lo político del pais, cuya interferencia seria provechosa no solo a la nacion sino aun al soberano. Sicilia se asemeja a un hombre dormido - i oprimido de una pesadilla ; ella no puede moverse , ni

hacer esfuerzos': la Gran Bretaña está sentada a la cabe za, i aunque ella conoce la enfermedad que padece su hermana , permite que continúe su afliccion, porque no se le acuse de una oficiosidad', o de una intrusion interesada." ;: ...... iine inimii

TA

Camilo Henriquez .. . . . Bullllllllllllllllllllllllllllllllllllllllllllllllllllllllllllllllllllllll

EL SUPREMO DIRCETOR DEL ESTADO A LOS PUEBLOS...

[ocr errors][merged small][merged small][merged small][ocr errors][ocr errors][ocr errors]
[ocr errors]

YB ESDE que las dificiles ocurrencias de la guerra ejer

citando el patriotismo del pueblo chileno le hicieron ver'la urjencia de un eficaz remedio a este azote formidable i amenazador de sú seguridad, todos los hombres de juicio i experiencia conocieron la necesidad de concentrar el poder ejecutivo en una sola mano. La moderacion característica de nuestros conciudadanos, i el temor de formar un contraste con la opinion i gratitud debida a las apreciables tareas de la Junta Gubernativa, les obligaba a sofocar en el silencio la importancia de esa medida reclamada por el primer interes de la salud pública. Pero dífundida en el memorable dia 7 del corriente la sensible noticia de la ocupacion de Talca por el enemigo, en circunstancias que el ilustre cabildo buscaba el consejo i las luces que el gobierno le había pedido para consolidar la defensa del estado, ocurrio el virtuoso pueblo a llenar las salas del ayuntamiento, creyéndose cada uno obligado a proponer los arbitrios que le inspiraba el sentimien

to natural de 'su propia conservacion, i al paso que se multiplicaba la diverjencia de dictámenes sobre los medios particulares de cautelar el riezgo, todos convenian en el voto unánime del gobierno uni-personal.,.... · En efecto, las circunstancias apuradas del conflicto exijian imperiosamente aquella unidad de accion, aquel sijilo en las deliberaciones, i aquella prontitud en la ejecucion que es imposible conciliar con el sufrajio i decisiones de una corporacion. Es dificil concebir la conducta circunspecta que observó este jeneroso pueblo en aquel acto majestuoso en que la voz soberana de su libertad iba a depositar su mas alta confianza. El concepto que justamente han adquirido al S. coronel D. Francisco de la Lastra sus virtudes cívicas, produjo la aclamacion universal para que ocupase la suprema direccion del estado, confiriéndome su interinato mientras llega del puerto de Valparaiso. No fué menos admirable el órden con que se comportó el pueblo en este delicado paso, que Ja jenerosidad del gobierno al desprenderse del fatigoso peso del ministerio, que tan dignamente ha desempeñado. ¡Cuan cierto es, que cuando el bien jeneral preside a la voluntad comun, jamas se equivoca en sus resoluciones ! Las facciones, el feroz espíritu de partido, el vergonzoso egoismo, i cuanto hai de arriezgado en las congregaciones populares todo cede al momento. sensible pero glorioso en que se interpone el peligro de la patria i el interes sumo de salvarla. ,,.. . .....

¡O si yo pudiera corresponder a las altas confianzas de mis conciudadanos en los cortos instantes que debo llenarlas! Mientras me desalienta la pequeñez de mis fuerzas i talentos, me anima la satisfaccion de un recuerdo tan jeneroso, i el mérito singular del apreciable

ciudadano que perfeccionando las medidas en que me desvelo, les dará un impulso activo i consolador en medio de los amagos hostiles que enlutan el semblante de la República.

Ella será salva, cuando la union sea en nosotros el primer objeto de nuestras atenciones. Las provincias de Chile aceptando este movimiento de la gran lei de su existencia, acreditarán aquella franca prestacion con que siempre se uniformaron al voto de este centro jeneral de los recursos. Ellas recibieron con placer i ternura la instalacion del 18 de Setiembre de 1810, i las innovaciones dictadas por el espíritu i amor público. Ninguna se les presenta con mejores caracteres de justicia , cuando siendo imposible en el momento consultar el sufrajio a la distancia, la ruina del estado seria el inevitable resultado de la tardanza. 3 .'.; " ! ii

La patria renacerá al punto que la union i la enerjia inflame el corazon de sus dignos hijos. El valor solo sirve para los peligros: entonces se acredita, i seria desmentida la alta fama del nombre chileno, si en la invasion de los tiranos se viera ceder a la cobardia o al temor de esas crueldades capaces de exitar el furor de los seres insensibles. Ningun' sacrificio debe perdonarse para vengar la sangre de nuestros hermanos i comprar una liberi tad dichosa. El nuevo directorio garantido en la cooperacion de sus conciudadanos se promete afianzar a la patria los dias de una paz inperturbable.

Santiago de Chile 8 de Marzo de 1814. sa se bud!, 1, 5, 105, in 11 sitji

m

o t si !!"}, " Antonio José Jiizarre..

« AnteriorContinuar »