Imágenes de páginas
PDF
EPUB

tiempo de dos años á razon de cien mil escudos poner en pic un cuerpo de tropas suficiente paal año ; bien entendido que el término de dos ra poderlos conservar; y que en caso que toafios no empezará á correr sino un año despues das las fuerzas enemigas cargaren sobre los dos de la ratificacion del presente tratado : que si la reyes, quede el referido elector en estado de guerra no empezase , ó que estando empezada obrar contra el emperador , y contra todos aquefeneciese antes que su dicha Majestad hubiesellos que echaren la guerra en los estados de sus vuelto á embolsar en todo ó en parte la dicha Majestades cristianisima y católica , y asimismo suma de doseientos mil escudos; lo que faltare en los del señor elector de Colonia , su hermapara el reembolso, sea el todo o alguna parte, lo no, y otros aliados. volverá a cobrar su Majestad del subsidio que

3. promete por el segundo de los articulos sepa A este fin, su Majestad cristianísima en nomrados del presente tratado pagar á su Alteza elec bre del rey católico su nicto se empeña á hatoral aun seis meses despues de habérscle adver cer pagar á su Alteza electoral de Baviera , ú á lido que de licencia á sus tropas, o de las su la persona que tuviere su poder en Bruselas mas hipotecadas por el rey católico en los Pai – la suma de veinte y seis mil escudos en espeses Bajos para el pagamento de su Alteza elec cie al mes, que se han de sacar de las rentas toral, quedando a la eleccion de su Majestad mas liquidas del rey de España en los Paises Bacristianisima el volverse á satisfacer de uno ú jos españoles, á que queda por fiador su Majesotro modo de lo que se le debiere de la suma tad cristianisima ; mediante lo cual su Alteza de doscientos mil escudos.

clectoral de Baviera se obliga (ademas de los 6.• Los presentes articulos separados se fir- quince mil hombres de tropas regladas que quemarán y ratificarán y tendrán la misma fuerza da obligado a mantener) á levantar y mantener como si estuviesen insertos en cl tratado firma diez mil hombres mas de tropas regladas, cuya do en 9 del presente mes. En sé de lo cual, los tercera parte se compondrá de caballeria y drago. dichos señores de Torcy y de Monasterol en nes, y lo restante de infanteria, para ser empleavirtud de sus poderes respectivos firmaron los dos (como asimismo los quince mil hombres arripresentes artículos separados, é hicieron po ba mencionados ) en mayor bien de los intereses ner en ellos el sello de sus armas. Fecho en Versalles á 18 de marzo de 1701.-Colbert de

4." Torcy.-Solar de Monasterol.

El pagamento de la referida suma de los vein

te y seis mil escudos en especie al mes empezaARTICULOS SEPARADOS

rá desde el dia de la firma de los presentes ardel anterior tratado, concluidos en Versalles

tículos, y se continuará regularmente cada mes

conforme a las mismas cláusulas y condiciones el 17 de junio de 1702.

que los subsidios del tratado de 9 marzo de 1701. 1.o

5.o No obstante el singular cuidado y atencion

у el serenisimo elector de Baviera han aplicado tianisima hará pagar al serenisimo elector de para conservar la paz de Europa, parece que Baviera la suma de doscientos mil escudos en estodo se encamina á un rompimiento; por lo cual pecie, cuya mitad se satisfará inmediatamente es ya tiempo de ocurrir a la seguridad comun despues de la firma del tratado , y la otra miy tomar las medidas necesarias en prosecucion tad dos meses despues de la primera. de un fin tan loable.

6.° 2.0

El serenisimo elector se obliga a aplicarse inComo el serenisimo elector de Baviera pue cesantemente á hacer la mencionada leva en de ser atacado en sus estados, y siéndoles es conformidad del proyecto que su Alteza electos á sus Majestades cristianísima y tólica tan toral ha dado. apreciables como los suyos propios, han rc

7.o suelto el dar al referido elector los medios de Luego que el serenisimo elector se halle en

comunes.

estado de obrar , se obliga a declarar á los cír teza clectoral, luego que el serenisimo elector culos de Sucvia y Franconia , que habiendo sido pida que estos destacamentos pasen al Rhin para convidado por ambos á entrar en una asocia- irsele á juntar, obligándose el señor elector á cion con la mira de mantener la paz en la Eu- hacer de su parte los esfuerzos posibles para faropa , y de no tomar partido alguno en una cilitar la incorporacion ; y para lograrla mas coguerra donde no reconoce ningum interés , ha- modamente, tendrán órden de su Majestad los bria su Alteza electoral concurrido con ellos generales del ejército de esta parte del Rhin, paá un tan loable designio , á cuyo efecto hubiera ra obrar de acuerdo con su Alteza electoral, puesto en pic un cuerpo considerable de tropas; comunicandose de una y otra parte los designios, pero que percibiéndose el dia dc hoy el que la ma de suerte que esta buena correspondencia pueyor parte de sus miembros ganados por aque da facilitar la ejecucion generalmente de todos llas potencias, que prefieren sus intereses par- los proyectos de la campaña, enviando á su Alticulares al reposo del imperio, estaban á punto de teza electoral aquel número de tropas que pidieempeñarlos en una guerra que arrastraria la

re, siempre que lo pudieren hacer sin dejar las ruina entera de sus paises, cuyas resultas po provincias de la obcdicncia de su Majestad dedrian oprimir el suyo. Por tanto deseando em masiado espuestas á los atentados de los enemibarazar todos los daños que su consentimiento gos, y asimismo de juntarse con él en semcjante á la

guerra debia producir , les declarará su Al caso, con todas sus fuerzas; debiéndose ententeza electoral que asi como viere que se junta der, quc habiéndose juntado el ejército del rey en el Rhin un ejército compuesto de tropas con el señor elector, el jeneral del ejército de sa pertenecientes a aquellos prmcipes ó estados de Majestad obedecerá á su Alteza electoral. quienes su Alteza electoral puede tener motivo

10.o de guardarse , tomará en semejante caso aquel partido que juzgarc convenir al bien y á la

Su Majestad ofrece á sa Altcza clectoral enconservacion de su pais, y que responderán pa viarle aquellos oficiales jenerales y particulares ra con Dios de todos los males que la guerra quc hubiere mcnester. suscitare en el imperio; pero si este ejército se

11.o hubiere juntado en el Rhin antes que el elector esté en estado de hacer esta declaracion, cuida

Si el emperador ó sus aliados atacaren los csrá dc camparse, y juntar su cjército para de tados de su Alteza electoral de Baviera, sus Ma clarar (habiéndolo hecho asi á los círculos, co

jestades cristianisima y católica le asistirán con mo al elector palatino y demas principes, cuyas todas sus fuerzas, y su Alteza electoral tomará tropas se hubieren juntado con el ejército del

las medidas que juzgare convenientes, asi para emperador) el que traten de separarse, ó pasa su defensa, como para atacar la Bohemia , la rá á ejecutar lo que se comprende en la mencio

Austria, el Tirol, ó marchar hacia el Rhin, dinada declaracion.

firiendo su Majestad, en lo que toca á la eleccion

de las opcracioncs, al parecer de su Alteza clec8.°

toral. Si los círculos de Franconia y de Sucvia sc mantuvieren neutros, y no dieren tropas al cm

12.• perador para hacer la guerra á los dos reyes, ó Si su Alteza clectoral entra en guerra, y eslas retiraren despues de la declaracion de su Al- tablece contribuciones, habiendo de ser por unos teza electoral, pasará á hacer sus operaciones precisos efectos del gran cuerpo de tropas que donde hallarc ser mas conveniente al interés de tendrá procedido de los subsidios de sus Majeslos dos reyes, y al bien comun.

tades cristianisima y católica, del mismo modo

que de la situacion de sus estados, se repartirán 9."

en tal caso las referidas contribuciones; á saber, Habiendo el serenisimo elector entrado en

la tercera parte á sus Majestades cristianisima operacion, promete su Majestad cristianísima el

y católica, y las otras dos terceras partes á su destacar de su ejército aquel número de tropas Alteza electoral. que fuere necesario para fortalecer el de su Al Quc si las tropas de su Majestad cristianisima

o de su Majestad católica, dc que se ha hecho men mente que puedan formar un reino , y su Alteza cion en los capítulos precedentes, se juntaren con electoral hallare por conveniente tomar el tiel ejército de su Alteza electoral, ademas de la tulo ó calidad de rey , su Majestad cristianisitercera parte arriba señalada , repartirán las ma le reconocerá por tal y empleará todo su contribuciones á proporcion de su número; y si poder y oficios con las demas potencias de Euroel ejército grande de su Majestad cristianisima se pa á fin de que le reconozcan tambien. llegare a juntar tambien (como podrá suceder)

15.o en tal caso, la mitad de las contribuciones se aplicará en beneficio de su Majestad cristiani Si la referida cesion de los dos palatinados sima, y la otra mitad al de su Alteza electoral; pe no se pudiere efectuar por la fuerza de las arro se debe entender que aquella tercera parte re mas durante el curso de la presente guerra, servada por sus Majestades cristianisima y cató- ni por la negociacion de la paz, su Majestad crislica quede en tal caso comprendida en esta mi- tianísima promete por el presente articulo (y tad, de forma que la parte que tuvieren de con queda empeñado por el rey católico su nieto ) tribuciones no pueda ser nunca mayor que la á su Alteza electoral de Baviera para sí, y pade esta mitad , la cual se deducirá del pagamen ra sus descendientes y sucesores, para siempre to de los subsidios : que si la referida mitad lle el gobierno hereditario de los Paises Bajos esgare á esceder á los subsidios, en tal caso sus Ma- pañoles con la plena soberanía , propiedad y jestades cristianísima y católica se contentarán entera posesion de las provincias de Gueldres con recibir, en lo que mira á las contribucio- y Limbourg , hoy pertenecientes á su Majestad nes, solamente aquello que ambas dan para los católica ; y su Alteza electoral de Baviera será subsidios, dejando losdemas á su Alteza electoral. puesto en plena posesion y goce de soberanía

por la paz, para que la gocen él, sus descendien13.°

tes y sucesores perpétuamente, en toda soberaPara manifestar cuan verdaderamente desca nia , posesion é independencia , cualquiera que su Majestad cristianisima el engrandecimiento ser pudiere , con todos los derechos , titulos, y y ventajas de la casa de Baviera, promete esta- privilegios , dependencias, prerogativas y acblecer á su Alteza electoral a favor de las opera- ciones que en todos tiempos pertenecieron a las ciones, en la posesion entera de los dos palatina- mencionadas dos provincias de Gueldres y Limdos, esto es, en el de Neobourg, y en el del Rhin, bourg; y si estas dos provincias se perdieren, como tambien en las conquistas que su Alteza elec- ó cedieren á otra potencia por la paz , su Matoral hiciere, y que el todo quede reunido é in- jestad cristianisima promete, y queda igualmencorporado a la Baviera, y asistirle con todo su

te constituido por garante por el rey católico su poder para estender las conquistas todo cuanto nieto , de que se cederá al serenisimo elector de la guerra y las coyunturas lo pudieren permitir, Baviera un equivalente en lo restante del Pais obligandose, ya sea por las armas ó por la nc- Bajo perteneciente a su Majestad católica, con gociacion, á interponer todos sus esfuerzos pa- las mismas cláusulas y condiciones arriba menra precisar al elector palatino á ceder por la paz cionadas , en lo que mira á la cesion de las prolos mencionados dos palatinados al elector de vincias de Gueldres y Limbourg. Baviera: Y para mostrar al serenisimo elector

16.° con cuanta sinceridad desca su Majestad cristianísima proceder en esta ocasion, queda por se Su Majestad cristianisima deseando tambien guridad de que el rey católico, su nieto, cede dar á su Alteza electoral algunas muestras mas rá al elector palatino todas aquellas provincias y eficaces de la sinceridad de sus buenas intenciotierras en los Paises Bajos españoles que basten nes , promete en virtud , y para dar mas fuerza á formar un equivalente de los dos palatinados. al precedente articulo, el empeñar á su Majes

tad católica Felipe V, su nieto, á ceder á su Alte14.

za electoral las referidas dos provincias de GuelSi por esta cesion de los dos palatinados y dres y de Limbourg por un acto irrevocable, aulas demas conquistas, los estados de su Alteza elec- téntico y hecho en todas las formas ; y como el toral quedaren aumentados tan considerable- | referido acto no puede ser espedido sin exponer

el secreto que es absolutamente necesario con vincias de Gueldres y Limbourg, ó el equivalenservar , para ocurrir á todo jénero de inconve te en el caso señalado al fin del artículo 15.o en nientes acerca de esto , el rey de España pro- defecto de los dos palatinados que sus Majesmeterá por un billete escrito y firmado de su tades cristianisima y católica se obligan á hamano lo que queda expresado en este artículo, cer ceder a favor de su Alteza electoral de Bacomo tambien el hacer espedir el dicho acto de viera por la paz. cesion, y las cartas patentes de gobernador per

18. pétuo, y hereditario de los Paises Bajos á favor de su Alteza electoral de Baviera, luego que Todos los artículos del tratado firmado en 9 el estado de las cosas lo permita; no obstante de marzo de 1701 con todas las adicciones que antes de entrar en negociacion de la paz , sien- han sido hechas , quedarán en su fuerza y vigor do su Majestad cristianisima garante del efecto como antes, á la reserva solo de aquellas que de las condiciones estipuladas en el presente ar quedan derogadas por los presentes nuevos tículo, el billete de su Majestad católica será articulos. puesto en las manos de su Alteza electoral el

19. mismo dia que entrare en operacion contra los cnemigos de sus Majestades cristianisima y cató Estos artículos separados serán firmados y lica, ó contra los de su Alteza electoral de Colo- ratificados tres semanas despues de la firma , y nia su hermano.

antes si ser pudiere, y tendrán la misma fuerza

que si estuviesen insertados en el tratado de 9 17.°

de marzo de 1701. En testimonio de lo cual don Si durante el curso de la guerra llegare şu

Juan Bautista Colbert Caballero, señor marqués Alteza electoral á verse desgraciadamente pri- de Torcy, consejero del rey en todos sus convado del goce de sus estados de Baviera , en tal sejos , ministro y secretario de estado y de los caso promete su Majestad cristianisima , y que mandatos de su Majestad , comendador y chanda por garante de que su Majestad católica , su ciller de sus órdenes etc., con poder de su Manieto , cederá á su Alteza electoral de Baviera jestad cristianisima, y el señor Solar, conde de todos los Paises Bajos españoles , en los cuales Monasterol , gentil hombre de la cámara de su será su Alteza electoral puesto inmediatamente Alteza electoral y general de batalla con igual en posesion para gozar en toda soberanía y poder de su Altcza electoral firmaron los presenpropiedad todas las provincias y estados que tes nuevos articulos separados , y los sellaron componen los dichos Paises Bajos hasta que que con el sello de sus armas. Fecho en Versalles á de enteramente restituido en todas las dignida 17 de junio de 1702. Estaba firmado.-Colbert des, provincias y tierras que al presente posee, Torcy, y Solar de Monasterol. empeñándose sus Majestades cristianisima y católica espresamente á no hacer paz sin que es

Otro articulo separado añadido á los anteceta restitucion haya conseguido un pleno esecto

dentes, y firmado en el mismo dia 17 de junio

de 1702. á la entera satisfaccion de su Alteza electoral de Baviera , debiendose entender no obstante, que Como por los últimos nuevos artículos scpahaciéndose esta restiti on de la Baviera sin el rados no queda limitado el tiempo en que su Alcumplimiento del 13.°de los presentes nuevos ar teza electoral debe obrar, su Majestad cristiaticulos separados, la intencion de sus Majesta nísima, y su Alteza electoral han juzgado convedes cristianísima y católica es de observar in niente el ejecutarlo á primero del mes de agosto violablemente y hacer ejecutar sin dilacion el próximo, obligándose su Majestad cristianisima contenido del 15.° y 16.° de estos presentes articu desde el dia de la firma de los últimos nuevos arlos separados en todo, y en cada uno de sus pun tículos separados á todos los puntos, cláusulas y tos, por los cuales su Majestad cristianísima

pro condiciones que cada uno de los dichos artimete y queda por garante , de que el rey católico, culos y todos juntos contienen. Y su Alteza elecsu nieto, dará á su Alteza electoral de Baviera, toral promete ejecutar puntualmente lo conteniel gobierno hereditario de los Paises Bajos cs do en ellos , mediante la condicion que su Mapañoles con la soberanía y propiedad de las pro- jestad cristianisima no podrá ya en aquel tiem

po obligar á su Alteza electoral á ningun acto | tor será soberano , y poseerá en toda propiedad de hostilidad , sin que su Alteza electoral de Ba y soberanía , él y sus sucesores los Paises Baviera tenga un entero y pleno conocimiento de jos españoles. las disposiciones que hubieren sido hechas

pa

4. ra sostenerle en las operaciones , y que de un comun acuerdo hayan superado las dificultades En consideracion de estas grandes ventajas que pueden todavia embarazar la incorporacion que

el rey promete nuevamente al señor clector, de las tropas de su Majestad cristianísima con obrará su Alteza electoral abiertamente a favor las de su Alteza electoral de Baviera , ofrecién de los intereses del rey y de su Majestad catódose su Alteza electoral á solicitar de su parte lica ; y cesando de observar medidas con el emtodas las facilidades que dependieren de él, y perador, juntará con la mayor brevedad sus troque podrán contribuir á hacer dichosos los pro pas á las de su Majestad en Alemania , y en fin yectos que se formaren de comun acuerdo para ejecutará todo cuanto se debe esperar de un esta campaña.

bueno y fiel aliado. Este artículo separado se firmará y ratifica

5.o rá tres semanas despues de su firma , ó antes si ser pudiere, y tendrá la misma fuerza que si Si su Alteza electoral quedare contra toda quedase insertado en el tratado de 9 de marzo apariencia despojado de la Baviera, en tal cade 1701. En testimonio de lo cual don Juan Bau so el primer tratado subsistirá enteramente y tista Colbert, caballero señor marqués de Tor su Alteza electoral tendrá para su resarcimiency, consejero del rey en todos sus consejos, to los Paises Bajos católicos enteramente, segun ministro y secretario de estado y de los manda han sido prometidos por este tratado. tos de su Majestad , comendador y chanciller de

6.9 sus órdenes etc., con poder que tuvo de su Majestad cristianisima , y el señor Solar, conde de Si los sucesos de la guerra fueren prósperos, Monasterol, gentil hombre de cámara de su Al

como se puede esperar, y su Alteza electoral se teza electoral y general de batalla , con poder apoderarse de los dos palatinados, el rey empleaque asimismo tuvo de su Alteza electoral, fir rá sus oficios los mas eficaces á fin de procumaron el presente articulo separado , y le sella rarle la conservacion de ellos por la paz, segun ron con el sello de sus armas. Fecho en Versa

queda espresado por el mismo tratado, sin que lles á 17 de junio de 1702. Estaba firmado.

la posesion de los dichos dos palatinados embaColbert de Torcy. — Solar de Manasterol.

race el que los Paises Bajos católicos le sean ARTICULOS SECRETOS

tambien dados á su Alteza electoral al tiempo añadidos al tratado antecedente y firmados en Versalles á 7 de noviembre de 1702.

7.° 1.0

Su Majestad empleará tambien los mismos ofiEl rey se empeñará con el rey de España á cios al tiempo de la paz , para obligar a los hofin de obtener el que los Paises Bajos católicos, landeses á la restitucion de las provincias de segun se hallan al presente, sean cedidos á su Gueldres y de Limbourg, si á la sazon se hallaMajestad en resarcimiento de los gastos que ha ren dueños de ellas. hecho para sostener la guerra.

8. 2."

Como las nuevas ventajas que el rey propoSu Majestad prometerá, que habiéndosele he ne al señor elector, esceden con mucho al cho esta cesion, transferirá los derechos que ad equivalente que habria pedido por las provinquiriere á su Alteza electoral de Baviera cuando cias de Gueldres y Limbourg, si el rey al tiemllegue el caso de un tratado de paz.

po de la paz no pudiese poner al señor elector

de Baviera en posesion de una , ó de ambas 3.

provincias, su Alteza electoral no quedará en Que mediante esta convencion, el señor clec derecho de pretender este cquivalente, mediante

de la paz.

« AnteriorContinuar »