Imágenes de páginas
PDF
EPUB

lesquiera derechos de entrada en España, por dar principio á este asiento, ha de haber predeberse considerar sus caudales con el mismo cedido primero la publicacion de la paz. privilegio que si fueran de su Majestad católica

19.° y prohibiendo que en los espresados navios del Que los dichos asentistas, sus factores y sus asiento, que vengan en dichas conservas puedan apoderados han de poder navegar é introducir traer ningun pasajero español, ni caudales de los esclavos negros de su obligacion en todos vasallos de su Majestad católica.

los puertos del norte de las Indias occidentales

de su Majestad católica , incluso el Rio de la 18.

Plata , con prohibicion a todos los demas, ya Que desde el dia 1.o de mayo del presente sean vasallos ó estranjeros de la corona , de año de 1713 hasta que se haya tomado posesion transportar ni introducir negros algunos , dede este asiento , ni desp ues de haberse tomado, bajo de las penas establecidas por leyes que no podrá la compañia de Guinea de Francia ni comprenden este contrato , y su Majestad catóotra persona alguna , introducir ningun esclavo lica se obliga con su fé y palabra real á mantenegro en las Indias, y en caso de hacerlo, su ner á los dichos asentistas en la entera y plena Majestad católica los ha de declarar como posesion y observancia de todas las condiciones por la presente condicion declara ) por confis- de él durante el tiempo que se capitula, sin cados y perdidos en favor y beneficio de estos permitir ni disimular cosa alguna que se oponga asentistas; los cuales han de quedar con la obli- á su puntual y exacto cumplimiento, por congacion de pagar los derechos de los negros que siderarle su Majestad como interes propio suse hubieren introducido contra el tenor de esta yo; con la calidad de no poder introducir en condicion , en la forma que por este contrato el dicho Rio de la Plata ó Buenos-Aires mas queda arreglado y establecido, habiéndose de de las mil y doscientas piezas de negros , perdespachar despues que esté firmado en toda for- mitidas por la condicion 8.* ma , órdenes circulares a la América , para que

20.o en ninguno de sus puertos se admitan negros Que en el caso que los dichos asentistas fuede cuenta de la compañía de Francia , á

cuyo ren molestados en la ejecucion y cumplimiento apoderado se le abrá de notificar. Y para hacer de este asiento, y que fuesen inquietadas sus le mas efectivo y util á la real hacienda se pre acciones y derechos por via de pleito o en otra viene , que cuando los dichos asentistas tuvie- forma cualquiera que sea, su Majestad catóren noticia de haber llegado sobre las costas ó lica declara que ha de reservar en sí solo el entrado en cualquier puerto de las Indias algun conocimiento de ellos y de las demas causas navio con negros que no sean del asiento han que pudieren promoverse, con inhibicion á de poder aprestar, armar y despachar luego todos y cualesquiera jueces y justicias de tomar los que tuvieren propios , ó bien pertenecientes inspeccion y conocimiento de las dichas causas á su Majestad católica ó á sus vasallos, con quie- y pleitos , ni de las omisiones y defectos que nes se habrán de convenir para tomar , embar- pudiesen resultar en el cumplimiento de este gar y confiscar á los tales navios y sus negros asiento. de cualquiera nacion ó persona a quien perte

21. nezcan, á cuyo fin han de tener dichos asentis Que lucgo que los navios de dichos asentistas y sus factores la libertad de reconocer y vi tas lleguen a los puertos de las Indias con sus sitar todos los navios y embarcaciones que lle armazones de negros, los capitanes de cllos han garen á las costas de las Indias o á sus puertos, de estar obligados á certificar que no tienen en los cuales haya fundada razon ó motivo de ninguna enfermedad contajiosa , para que los sospechar que hay negros de contrabando ; bien gobernadores y oficiales reales les puedan perentendido que para ejecutar las visitas, reco mitir la entrada en dichos puertos; sin cuya nocimientos y las demas dilijencias que van es- justificacion no han de ser admitidos.

. presadas, ha de preceder el permiso de los go

22.o bernadores á quienes se habrá de comunicar y Despues que los dichos navios bayan entrado pedirles que interpongan su autoridad; enten en cualquiera de los puertos, han de ser visitadiéndose que para la ejecucion de todo esto y dos por el gobernador y oficiales reales y fon

deados hasta el plan y lastre de ellos , y habien- | proseguir su negociacion, y que si la mercadedo desembarcado los negros en todo o en parte rías ó jéneros aprehendidos no escedieren el podrán al mismo tiempo desembarcar las pro valor de cien pesos escudos, se quemarán sin visiones que llevaren para su sustento, poniéndo- remision alguna despues de valuadas, y el capilos en algunas casas particulares ó almacenes, tan será condenado á pagar la cantidad que imobtenida licencia de los ministros que los hu- portáren en pena de su descuido y omision, y bieren visitado, para evitar por este medio oca que si no exhibiere prontamente el valor del sion de fraude ó controversia; pero no podrán comiso quede suspenso y preso hasta haberlo desembarcar, introducir ni vender ningun jé hecho; pero si se justificare que el tal capitan nero ni mercaderia con ningun pretexto ni mo no ha sido cómplice, ha de ser de su obligacion tivo (porque si algunas se hallaren en los navios, entregar la persona que hubiere delinquido , y han de ser comisadas como si estuviesen en en este caso quedará él libre. tierra) sí solo los dichos esclavos negros, y al

23.° macenar los bastimentos para su manutencion, Que de los bastimentos y otras provisones pena de que serán castigados severamente los que desembarcaren para el sustento de los neque lo ejecutaren, y sus mercaderías y efec

gros , no deberán pagar derechos algunos de tos confiscados ó quemados, declarándolos para entrada ni de salida , ni otros cualesquiera que siempre incapaces de tener empleo alguno en sean impuestos ó que se impusieren en adelante, el dicho asiento, y los oficiales y vasallos de

aunque si los compraren ó los estrajeren de los su Majestad católica que lo permitieren serán puertos han de estar obligados á pagar los que igualmente castigados; porque toda introduc estuvieren establecidos del mismo modo que lo cion y comercio de mercaderias ha de ser ab hicieran los vasallos de su Majestad católica: solutamente prohibido y negado á dichos asen con declaracion que si de los dichos bastimentos tistas, como contrario y opuesto a las leyes de almacenados quedaren algunos rezagos por no estos reinos y á la sinceridad y buena fé con haberse podido consumir, espuestos al riesgo que deben desempeñarse de la obligacion de de corromperse , los podrán vender o conducir este asiento. Y declara su Majestad y ordena á otros puertos para el mismo fin de su venta,

que las mercaderias que asi se aprehendieren pagando los derechos que en ellos estuvieren introducidas fraudulentamente serán tasadas y impuestos, todo con intervencion y conocimienvaluadas , é inmediatamente quemadas en parte to de los oficiales reales. pública por orden de los dichos gobernadores

24.0 y oficiales reales, y se condene al capitan ó Que los derechos de los negros introducidos maestre del dicho navio ó embarcacion á pa han de causarse desde el dia de su desembarco gar el precio valuado, aunque no tenga mas en cualquiera de los puertos de las Indias, desculpa que la de omision en no haber tenido cui

pues de hecha la visita y regulacion por los dado de embarazar que las tales mercaderías oficiales reales , con declaracion que si se muse embarcasen ; pero si fuesen cómplices ó de- riere alguno de los dichos negros antes de eslicuentes principales serán condenados á pér- tar vendido , no por eso han de dejar los asendida equivalente al crimen cometido, castigados listas de estar obligados a pagar los derechos severamente y declarados inhábiles de poder de los que murieren, sin que sobre ello puedan tener en adelante ninguna ocupacion por el ser- introducir pretension alguna, y solo se permite vicio de este asiento , y su Majestad católica pe que si al tiempo de hacerse la visita se recodirá exacta y rigurosa cuenta á todos sus mi- nocieren algunos negros enfermos de peligro, nistros y oficiales sobre el cumplimiento de lo se puedan desembarcar para procurarles alreferido , con declaracion que no por eso han gun alivio; y que si estos se murieren en los de estar sujetos á la dicha pérdida y confisca- quince dias primeros despues de echados en cion los navios en que fueren los negros, ni tierra, no estén obligados los asentistas á pagar tampoco los bastimentos que para su sustento derechos algunos , respecto de no desembarse llevaren , pues esto se declara que ha de que con fin de venderlos, sino de procurardar libre por no tener culpa , y que la persona les la salud en los quince dias referidos; y si ó personas que tuvieren el encargo puedan pasados estuvieren con vida , en tal caso debe

carse

rán adeudar los derechos en la conformidad de la venta de negros , ni tampoco pasajeros esque los demas, y satisfacerlos en esta corte pañoles ; porque les está prohibido cargar caucomo va prevenido en la condicion 5.*

dales ni otros efectos de cuenta de vasallos de 25.°

su Majestad católica de aquellos reinos, á menos Que despues que los asentistas ó sus facto- que precediese licencia espresa de su Majestad res hayan ajustado y vendido parte de los ne católica. Y consienten que si los capitanes, cogros de la embarcacion que hubiere entrado mandantes y oficiales los trajesen sin este peren aquel puerto , les ha de ser permitido pasar miso, sean declarados incurridos en culpa y á otro el número que les quedare , dándoseles castigados como defraudadores de los derechos certificacion por los oficiales reales de los de-de su Majestad , y transgresores de lo conterechos que alli hubieren adeudado, para que nido en esta condicion, y de las órdenes que no se les puedan repetir en los demas puertos, su Majestad fuere servido de dar para su ejey asimismo podrán recibir en pago de los que cucion, y para que en los puertos de las Invendieren reales, barras de plata y tejos de dias se vele en evitar semejante fraude , de mooro que sean quintados y sin fraude ; como do que siempre que pueda averiguarse de tambien los frutos de la tierra para sacarlos y haberse cometido , han de ser castigados los embarcar libremente asi los reales , barras de delincuentes. plata y tejos de oro , como los efectos

y
fru-

27. tos por ser procedidos de la venta de dichos Si sucediere que los navios de este asiento negros; sin obligacion de pagar derechos, si fueren armados en guerra é hicieren algunas solo los que estuvieren establecidos en los lu presas de enemigos de una y otra corona , o de gares de donde se entregaren los tales frutos y los piratas corsarios que suelen cruzar y robar efectos que se les permiten recibir en cambio ó en los mares de la América, podrán entrar con por precio de los negros, de cualquiera cali- ellas en cualquier puerto de su Majestad catódad que sean, y los que vendieren en esta for lica, en donde han de ser admitidos , y siendo ma por falta de moneda , han de poder trans- allí declaradas por buenas y legitimas las preportarlos con las embarcaciones empleadas en sas, no han de estar obligados los apresadores este tráfico á los puertos que les pareciere , y á pagar mayores derechos de entrada de los venderlos en ellos, pagando los derechos acos que estuviesen establecidos y pagaren los natutumbrados.

rales vasallos de su Majestad , con declaracion 26.°

que si en ellas se hallaren negros , los han de Que los navios que estuvieren empleados poder vender por cuenta del número de los de para este asiento han de poder salir de los su obligacion, como tambien los víveres y baspuertos de la Gran Bretaña ó de España á clec timentos que les sobraren ; pero esto no se encion de los asentistas , quicnes han de partici- tiende con las mercaderías y jéneros que aprepar á su Majestad católica los que en cada un sarep, cuya venta ha de quedar siempre prohiaño se despacharen para llevar negros , y los bida. Pero se les permite , atendiendo a la conpuertos adonde fueren destinados, pudiendo veniencia de sus intereses, que puedan llevar volver á unos ú á otros con los reales, barras de las dichas mercaderías y jéneros apresados plata y oro, frutos y efectos de la tierra que hu á los puertos de Cartajena ó Portobelo, y enbieren procedido de la venta de sus negros, con tregarlos á los oficiales reales , quienes los hala obligacion que hacen de que viniendo los brán de recibir , inventariar y poner en almaretornos á los puertos de España entregarán los cenes con asistencia de los apresadores, en capitanes y comandantes registro auténtico á los donde se guarden hasta el arribo de galeones y ministros de su Majestad para que conste lo que llegue el tiempo de celebrarse las ferias en que conducen: y si llegaren á los de la Gran dichos puertos de Cartajena y Portobelo, cuanBretaña enviarán individual relacion de la car do los oficiales reales han de cuidar de que se ga , con el fin de que su Majestad se halle ple vendan con intervencion y asistencia de los dinamente informado : con advertencia de que en putados del comercio, y de los mismos apreninguno de dichos navios podrán traer plata, sadores ó sus apoderados; para lo cual habrá oro ni otros frutos que no sean del producto de dar su Majestad católica las órdenes conve

nientes, como se les dá por esta condicion, y ha de quedar su Majestad obligado (como desde que sacándose la cuarta parte de la cantidad de luego se obliga ) á mandar reembolsar de este su venta , que ha de pertenecer á su Majestad, tiempo aquella parte que le tocare de interes, para entrarla en las reales cajas y remitir á segun fuere de justicia, y en la forma menos España con toda distincion de lo que procede, perjudicial á su real patrimonio. Y ha de nomse han de entregar las tres cuartas partes res brar su Majestad católica dos directores ó factantes de cada presa , sin la menor dilacion á los tores , los cuales han de residir en Londres, apresadores ó sus apoderados, descontando y otros dos en Indias y uno en Cádiz, para que rebajando de ellas todos los gastos que se hu- de su parte intervengan con los de su Majestad bieren causado en la venta y almacenaje y sa británica y demas interesados en todas las ditisfaciendo al mismo tiempo que se vendan las recciones , compras y cuentas de este asiento; mercaderias de las presas los derechos acos á los cuales ha de dar su Majestad católica las tumbrados y debidos a la real hacienda.

para instrucciones convenientes á fin de lo que deprevenir cualquier duda y cavilacion declara ban observar, y con especialidad a los dos de su Majestad , que los navios , balandras y otras Indias, para evitar todos los embarazos y con embarcaciones apresadas de cualquier calidad troversias que puedan ocasionarse. que sean , han de pertenecer con sus armas,

29.° artilleria , municiones y todos los demas per Que los dichos asentistas han de dar la cuenta trechos que en ellas se hallaren á los dichos de los útiles y ganancias que hubiere, despues apresadores.

que hayan cumplido los primeros cinco años 28.°

de este asiento , con relaciones juradas y leQuc mediante ajustarse y establecerse este jitimos instrumentos de los precios de la comasiento con particular conocimiento del bene pra , sustento, transporte y venta de los negros ficio que pueden recibir sus Majestades britá y de todos los demas gastos que se hubieren nica y católica para sus reales habercs , se ha causado ; como tambien certificaciones en bueconvenido y estipulado : que ambas Majestades na forma de lo que hubiere procedido de la han de ser interesadas en la mitad de él , y ca

venta de ellos en todos los puertos y partes da una en la cuarta parte que le ha de perte de la América pertenecientes á su Majestad canecer segun lo acordado. Y respecto de ser tolica , á donde se hubieren introducido y vennecesario que para haber de gozar su Majestad dido ; cuyas cuentas, asi de los gastos como de católica de los útiles y ganancias que pue los productos han de ser primero reconocidas de producir este negociado, hubiese de pa y liquidadas por los ministros de su Majestad gar anticipadamente a los dichos asentistas un británica á quienes perteneciere, por el intemillon de escudos de plata , ó bien la cuarta res que tiene en este asiento, para que en esta parte de la cantidad que por ellos se regulase corte se pueda del mismo modo examinar y ser necesario, para poner en buen órden y ajustar lo que tocare á su Majestad católica y gobierno este negocio; se ha convenido y ajus-cobrarlo de los asentistas , quienes tendrán la tado que si su Majestad católica no juzgare por obligacion de pagarlo muy regular y puntualconveniente anticipar la referida cantidad, ofre mente en fuerza de esta condicion, que ha de cen los dichos asentistas hacerla de su propio tener la misma fuerza y vigor que si fuera insdinero , con la calidad que su Majestad cató trumento público y debajo de lo expresado en lica les haya de hacer buenos los intereses en la condicion 28 , en cuanto a los factores que su la cuenta que dieren á razon de ocho por

ciento Majestad católica ha de nombrar.. al año, correspondientes á los dias del desem

30.o bolso hasta los del reintegro y satisfaccion, Que si el producto de las ganancias de los en virtud de la cuenta que se presentará", para primeros cinco años escediere á la cantidad que que de este modo pueda su Majestad gozar de debieron anticipar y anticiparon los asentistas las ganancias que pudieren pertenecerle , á por su Majestad católica , junto con los intereque desde luego se obligan; pero en caso que ses de ocho por ciento que se han de comprenno las tengan por algunos accidentes ó infortu der y abonar en la forma que queda espresado, nios , y que en lugar de ellas padezcan pérdidas, 1 los dichos asentistas se habrán de reembol

sar en primer lugar de lo que hubieren anti- , racion ni restriccion alguna, cualquicra que cipado , con mas los intereses , y satisfacer á su pueda ser. Majestad católica lo demas que se hubiere ad

33.° quirido con los derechos de los negros introdu Que todos los deudores de los asentistas han cidos anualmente sin dilacion ni embarazo de ser compelidos y apremiados á la satisfacalguno, cuya orden asimismo se ha de observar cion de lo que debieren ejecutivamente, por y continuarse de cinco en cinco años sucesiva cuanto se han de considerar sus créditos con cl mente durante el tiempo de este asiento ; y al mismo privilegio que si fueran propios de su fin de él se dará la cuenta de las ganancias de Majestad católica , que los califica como tales los últimos cinco años, en la forma que va es para el fin de la mas segura cobranza. presado en los primeros; de calidad que su Ma

34.° jestad católica y los ministros que tuvieren esta Que siendo necesario para la manutencion y incumbencia queden plenamente satisfechos, sustento de los esclavos negros que se desemdebajo de lo espresado en la condicion 28 en barcaren los puertos de las Indias occidencuanto a los factores que su Majestad católica tales, como tambien de todos los dependientes ha de nombrar.

empleados en este tráfico, tener almacenes con

tinuamente proveidos de vestuario , medicinas, 31.o

provisiones у otras cosas precisas en todas las Que habiendo los dichos asentistas ofrecido factorias que se establecieren para el alivio y por la condicion 3.* de este contrato anticipar mejor gobierno de este asiento y tambien de doscientos mil pesos escudos de plata en la for todo género de pertrechos para reparar el uso ma que en ella se refiere; no han de ser reem de los navios y embarcaciones que se emplearán bolsados de ellos hasta que hayan pasado los

en servicio de él; confian los asentistas que su veinte años primeros de este asiento , como se Majestad católica se dignará de permitir que de espresa en la citada condicion 3.", ni tampoco tiempo en tiempo puedan llevar desde la Europa puedan pretender cosa alguna por razon de 6 de las colonias de su Majestad británica en riesgos é intereses de esta cantidad ; pero que si

el norte de la América derechamente a los puerpor lo respectivo á la cuenta que han de dar los tos y parajes del mar del norte de las Indias dichos asentistas al fin de los primeros cinco occidentales españolas, en donde hubiere ofiaños constare liaber habido ganancias, han de ciales reales ó sus tenientes , y asimismo en el poder reembolsarse de la cantidad ó parte de Rio de la plata ó Buenos-Aires los vestidos, meella que por cuenta del desembolso hubiesen dicinas, provisiones y pertrechos de navios, anticipado à su Majestad católica por la cuarta solo para el uso de los asentistas de negros, parte en que se ha de interesar en este asiento, factores, sirvientes, marineros y navíos; cuyas é igualmente por el importe de sus intereses conducciones se han de poder hacer en embaren consecuencia de lo espresado en la condi caciones pequeñas de á ciento y cincuenta tocion 28.

neladas ( aparte de las que condujeren las piezas

de esclavos ) de las cuales y de su carga han 32.o

de dar ayiso al tiempo de partir , al consejo de Que despues de fenecido y cumplido este las Indias, y presentar en él declaracion de los asiento, su Majestad católica concede á los asen directores de las que asi fueren, con la oblitistas el tiempo de tres años para ajustar to gacion precisa de no poder vender nada de lo das sus cuentas y recojer todos sus efcctos en espresado , pena de confiscacion y de riguroso las Indias y dar la cuenta final; en cuyo tiem castigo contra los transgresores , sino es en el po de tres años gozarán los asentistas , sus fac caso preciso de urjepte necesidad de navio de tores, apoderados y dependientes los mismos España, que para volver a ella se vea obligado privilejios y franquezas que les están concedi su capitan á comprarlos, conviniéndose con das durante el tiempo de este contrato, para la

los factores. entrada libre de sus navios y embarcaciones en

35.0 todos los puntos de la América , y estraccion Que para refrescar y mantener con salud á de los efectos que en ellos tuvieren, sin alte los esclavos negros que se han de introducir en

« AnteriorContinuar »