Imágenes de páginas
PDF
EPUB

las órdenes del Vice-almirante Lynch. Asistió a las batallas de Chorrillos i Miradores, como ayudante del Ministro de la Guerra de campaña. Sus medallas atestiguan su valor i sus grandes sacrificios por el pais. Ha desempeñado varias comisiones en Europa i Estados Unidos i ha sido director de la Oficina Hidrográfica. Hijo del norte, de la provincia de Atacama, el capitan de navio don Luis Pomar es de carácter firme, levantado, independiente i laborioso, del que arranca sus grandes méritos i cualidades superiores de patriota i de marino.

Sus planos de nuestras costas son de la mayor utilidad, trabajos todos de tan buena ejecucion que sirven hasta el dia sin variaciones ni enmiendas a los navegantes de todas las naciones i constituyen verdaderos modelos en su jénero. En i885, al mando de la cañonera Pilcomayo, fué comisionado para continuar el levantamiento hidrográfico de las provincias del norte, iniciado por el comandante Señoret, i ejecutó con igual acierto el de todo el litoral de Antol'agasta desde el río Loa hasta el sur del puerto de ese nombre. Terminado este trabajo pasó a ejercer el cargo de sub-director de la Oficina Hidrográfica, que desempeñó despues en dos ocasiones mas, alternadas por comisiones conferidas por el Ministerio de Marina. En i897 fué nombrado director del mismo establecimiento, dejándolo dos años mas tarde para volver a ocuparse de trabajos hidrográficos en el golfo de Arauco e ir a representar a la Marina en el Congreso Científico de la Serena, donde levó una interesantísima memoria sobre La Pesca en Chile, que fué reimpresa i traducida al ingles mas tarde. Con motivo de la Esposicion de Búllalo, donde fué enviado por el Gobierno el señor Pomar para representar a nuestra Marina, despues de haber organizado aquí, siendo por segunda vez director de la Oficina Hidrográfica, la seccion naval de dicha Esposicion, su seccion obtuvo allí seis premios, de ellos, cinco para la Oficina nombrada. De Estados Unidos pasó el señor Pomar a Europa, comisionado para estudiar los adelantos en hidrografia i pesquería, i regresó en i902, a hacerse nuevamente cargo de la Oficina Hidrográfica, que en sucesivos períodos ha dirijido con tanto acierto como su fundador el capitan Vidal Gormaz. Para terminar, mencionemos una tercera faz de una vida tan bien llenada: el señor Pomar merece ser citado como escritor i recordamos entre sus producciones en este jénero las interesantísimas Memorias sobre esploraciones hidrográficas, la Memoria sobre la Pesca en Chile, ya ci tada, estudio histórico y zoolójico mui interesante, i por último una animada narracion de un episodio en un viaje a los mares australes, titulado El Meteoro en una tempestad en el Cabo de Hornos, que alcanzó dos ediciones. Anteriormente habia publicado dos interesantes opúsculos históricos, El Río liio-Dío i Loncoche, leyendas araucanas que aparecieron en La Voz de Chile i en La Epoca. Actualmente el comandante Pomar, nombrado presidente de la Comision de estudios para la introduccion del Salmon en Chile, se ocupa en la preparacion de varios trabajos sobre los temas que ha estudiado en Europa y Estados Unidos.

Reproducimos un conceptuoso discurso que pronunció en la estatua de Lord Cochrane, siendo capitan de fragata, en 1878, al inaugurarse dicho monumento, en representacion de la Marina, el cual fué mui celebrado por la prensa:

La Estátua de Lord Cochrane

Señores:

Dia feliz fué aquel en que pisó las playas de Chile, el héroe que se eleva sobre ese pedestal, como un símbolo de las glorias de nuestra marina.

No corria por sus venas la sangre de los hijos del lejendario A rauco, ni las brisas que inflaron sus velas victoriosas por nuestro océano, mecieron su noble cuna.

Vió la luz primera en los confines occidentales de la vieja Europa... en ese nido de águilas que diera al mundo los vencedores de Trafalgar i Waterloo.

Aunque hijo de una familia ilustre, supo como O'Higgins, dar tal brillo a su linaje, que en su nombre se reasumen hoi todas las glorias de su estirpe.

Fué marino, i sus primeros pasos son las victorias que se consignan cou orgullo en los anales de la Gran Bretaña.

Injenio i valor, arrojo i serenidad... todo lo poseia ese hombre privilejiado, a quien en 1818 pusieron al frente de nuestra escuadra, los vencedores de Chacabuco i Maipú... esos valientes, que al májico nombre de la patria, abatieron con su espada la altivez de los que proclamaban—que el sol no se ocultaba en sus dominios.

Cochrane supo sostener entre nosotros la fama i el renombre de que vino precedido.

Apenas organizadas sus naves, lanzóse a velas desplegadas en pos del enemigo, que amedrentado busca un refujio bajo sus fortalezas, dejándolo dueño del Pacífico.

Señores: tres inscripciones se leen en ese pedestal, como un monumento de eterna memoria.

I8i9.Sitio del Callao.—Ahí puede admirarse el poder de ese jenio que inventa, combina i ejecuta, sin sentirse rendido jamas por los reveses ni agobiado por el trabajo.

20 de febrero de 1820.—Toma de Valdivia.— Pensamiento audaz, que para concebirlo, se necesita un corazon tan firme como el bronce que coronaba sus murallas.

5 de noviembre de 1820.Captura de la Esmeralda.—¡Gloriosa presa que bastaria por sí sola para inmortalizar a un hombre!... Yedlo!

Poco importan las precauciones i las cadenas que se interponen a su paso, cadenas mas pesadas, cadenas de tres siglos tambien se quebrantaron en 1810, al grito unísono de patria i libertad!

¡Olí Gochrane! no pretendo ensalzar tus grandes hechos, porque juzgados ya por la historia, mi débil palabra no puede añadir una hoja de laurel, mas a tu corona.

La ciudad de Valparaíso, esta ciudad que ha tenido el honor de erijir este monumento a tu memoria, ha querido una vez mas solemnizar estos grandes dias. viniendo aquí, desde el primer majistrado hasta el último desus conciudadanos, a rendiros un homenaje de gratitud, i estoi seguro, que en el concentro de nuestros festejos nacionales, tu nombre es proclamado con orgullo.

Si después de medio siglo, esos mismos enemigos que holló tu planta, han osado arrojar esas balas que divisais desde aquí, estad cierto que ellas no se cruzaron en el luego del combate, i no pudieron herir por consiguiente, ni nuestro honor ni nuestras vidas.—Rilas fueron lanzadas sobre débiles edificios para enterrarse en esas murallas, testigos de su vergüenza.

lisos enemigos de otro tiempo han vuelto a huir como huyeron entónces, dejando en nuestras manos en las aguas del Papudo otro laurel que añadir a nuestro escudo i un jiron mas de su débil impotencia.

Sí, Cochrane: La guardia de honor que te rinde homenaje, pertenece a la tripulacion de esas naves que llevan tu nombre en recuerdo de tus ínclitas hazañas. En sus cubiertas, se ostentan como lema de sus armas, «Gloria i victoria»tHonor i Patrian, tus antiguas consignas de combate, que en la hora del peligro, recordarán a nuestra marina, que para conservar su gloriosa tradicion en defensa de los sagrados derechos de la patria, es necesario vencer o morir.

Señores: Los pueblos de la antigüedad conservaban por tradicion sus grandes hechos: los pueblos modernos tributan un testimonio mas vivo i duradero, inscribiéndolos en el imperecedero libro de la historia.

Pues bien, en ese libro de nuestros anales, se rejistra en sus pajinas el nombre de un héroe a quien vina jeneraeion agradecida le alza un monumento. . ¡Ese es el hombre que se eleva en esa estatua cerca del mar que contempló su gloria!!!

DON AURELIO BASCUÑAN MONTES

Escritor i diplomático ha servido al pais en la administracion pública i en las letras con elevado patriotismo i talento.

Bajo la presidencia de su tio abuelo don Domingo Santa María, fué uno de sus secretarios particulares hasta 1886 en que partió al Perú como segundo secretario de la Legacion, cuyo titular era don Benicio Alamos González.

Durante ese período, de 1886 a 1890, se debatió en Lima la compleja i delicada cuestion de los acreedores estranjerosdel Perú, tenedores de bonos ingleses, Dreyf't'us Hnos. etc.

En 1890 pasó a ocupar la secretaria de la Legacion de Chile en Buenos Aires, en reemplazo de Juan Gonzalo Matta, i estallada la guerra civil, de 1891, renunció ese cargo i haciendo la travesia por tierra a Calama i Antofagasta llegó a Iquique a ponerse a las órdenes de la Junta de Gobierno. Allí fué nombrado secretario de Belacioues Esteriores, que estaba a cargo de don Isidoro Errázuriz.

Triunfante la revolucion, se le nombró sub-secretario de Relaciones Esteriores, cargo que desempeñó hasta i894, año en que se le mandó a Londres como Encargado de Negocios i Cónsul Jeneral de la República.

En i898 p¡is:í a Francia, con igual puesto, i en 1901 se le promovió al cargo de Ministro Plenipotenciario en el Uruguai.

En 1906 se le jubiló con 22 años de servicios.

Posee diversas i honrosas condecoraciones de varias nacionalidades.

En sus cargos diplomáticos contribuyó a la contratacion del empréstito con la casa Rothschildi las dragas de Holanda.

Como publicista ha realizado una labor no ménos honrosa que la de diplomático.

« AnteriorContinuar »