Imágenes de páginas
PDF
EPUB

DON PEDRO MONTT

El majistrado que rije los destinos de la República, es un estadista que ha consagrado su vida entera al servicio del pais i sus instituciones.

Primeramente en el foro i despues en el parlamento, ese foro de la ciencia política i del derecho públieo moderno, ha contribuido eficazmente, con sus estensos conocimientos administrativos, a la implantacion de reformas fundamentales en nuestro réjimen constitucional.

Formado su carácter en un hogar histórico, en el cual la firmeza de la integridad ha sido lejendaria, ha aportado a la vida de los negocios públicos una educacion política basada en la mas escrupulosa correccion tradicional.

Diputado, Senador, Ministro de Estado i Presidente de la República, ha seguido este invariable rumbo de la vida política que se ha trazado.

Nacido en Santiago en 1846, fueron sus padres el estadista i majistrado don Manuel Montt i la señora Rosario Montt. Se educó en el Instituto Nacional i cursó leyes en la Universidad, titulándose abogado el 3 de Enero de 1890. En 1884 inició su vida pública siendo electo Diputado al Congreso por el departamento de Petorca. Èn 1885 fué elejido presidente de la Cámara de Diputados. En 1886 se le nombró Ministro de Justicia e Instruccion Pública i en 1887, Ministro de Industria i Obras Públicas. En 1890 tomó una participacion activa i vigorosa en la oposicion parlamentaria a la administracion Balmaceda, que trajo como consecuencia la revolucion del Congreso de 1891.

Arrostrando las consecuencias i responsabilidades de este movimiento político trascendental, siguió la suerte de la revolucion representando en Washington al gobierno victorioso de Iquique. A su regreso al pais, fué designado Ministro del Interior del gobierno del presidente Almirante don Jorje Montt. En 1896 formó parte del tribunal de honor que falló la eleccion presidencial de don Federico Errázuriz Echáurren. Durante varios años fué director de la Casa de Orates, ejercitando en ese delicado cargo los mas humanitarios sentimientos de filantropía. Tres veces ha viajado por Europa i América, estudiando las instituciones políticas i administrativas. Electo Presidente de la República en 1906, ha formulado sus votos de paz i de armonía internacional

americana en su mensaje al Congreso de 1908, de cuyo valioso documento reproducimos los siguientes plausibles rasgos primordiales como espresion de sus iniciativas de fraternidad i acercamiento con los demas paises del continente.

Política Internacional Americana

La paz con todas las naciones no ha sido alterada, i el Gobierno se esfuerza en consolidarla.

El restablecimiento de las relaciones diplomáticas entre Chile i el Perú comienza ya a dar resultados benéficos para ámbas Repúblicas: se han suscrito, en Lima, convenciones sobre varios servicios internacionales i se han entablado, en Santiago, negociaciones destinadas a resolver el problema territoriał que aun está pendiente entre las dos naciones.

Abrigo la confianza de que una alta inspiracion de equidad habrá de indicar a los dos pueblos una solucion satisfactoria.

Se ha proseguido con perseverancia la solucion justiciera de las cuestiones de orden secundario que aun están pendientes con Bolivia.

Estamos ciertos de la cordialidad i rectitud del Gobierno i pueblo bolivianos, i procuramos corresponderles dignamente.

El tratado de paz con Bolivia nos impone la obligacion de construir el ferrocarril de Arica al Alto de la Paz. Para el cumplimiento de esta obligacion ha sido necesario rescindir el contrato celebrado en 1906. Se procuró contratar la obra con una de las empresas queanteriormente habian hecho propuesta. Frustrada la negociacion en el último momento, se han pedido propuestas públicas, que se abrirán el 1.o de diciembre, para que construya el ferrocarril una Empresa de capacidad económica suficiente. Entre tanto, i hasta que el nuevo contratista se haga cargo de los trabajos, las obras se prosiguen por administracion con actividad i sin interrupcion alguna.

La locomotora recorre ya los 651/2 kilómetros que forman la primera seccion i llega a una altura de 1,300 metros sobre el nivel del mar, i se han invertido hasta ahora en los trabajos i en adquisicion de materiales mas de £ 250,000

Continuamos recibiendo dia a dia pruebas elocuentes de que nuestra antigua amistad con el licuador se arraiga i robustece.

El arreglo de la cuestion de límites con la República Arjentina podrá citarse como un ejemplo de la influencia que las soluciones pacíficas ejercen en las relaciones de los pueblos. A uno i otro lado de los Andes se nota hoi el anhelo de que la paz sea fecunda i contribuya a asegurar, para todos los habitantes, los beneficios del progreso, del órden i de la seguridad.

Para afianzar tales tendencias se jestiona con el Gobierno Arjentino i con el del Brasil una serie de convenciones de recíproca utilidad, i abrigo gran confianza en el buen éxito de estas negociaciones.

Nuestra amistad tradicional con el Brasil ha sido robustecida en el último tiempo con manifestaciones de cordialidad que es grato reconocer, i especialmente, con la nobilísima actitud que, en momentos solemnes, adoptó en homenaje a todas las naciones de este continente.

Chile procura orientar su política económica internacional con las Repúblicas de la América Latina, en el sentido abierto i jeneroso del libre cambio comercial, que constituye el mas poderoso elemento del bienestar para los pueblos.

La invitacion recibida hace un año para que Chile concurriera al Congreso de la Haya, nos dió ocasion de figurar en una asamblea destinada a buscar los medios de garantir para la humanidad la conservacion de la paz i al mismo tiempo de minorar en lo posible los horrores de la guerra.

Los distinguidos delegados que representaron a la República desempeñaron su delicada mision honrando a su patria en forma digna de todo encomio.

A fines del presente año tendrá lugar en Santiago, bajo los auspicios del gobierno de Chile, la reunion del primer Congreso Científico Pan-americano. Tanto por haber sido iniciado por la Delegacion Chilena en el tercer Congreso Latino Americano de Rio Janeiro en 1905, como porque debe celebrarse en Santiago, estamos obligados a corresponder dignamente a la franca acojida que esa idea ha tenido en todos los paises de América i en la gran República del Norte.

Las frecuentes visitas con que hemos sido honrados por distinguidos profesores norte americanos, la demostracion de cortesía internacional hecha últimamente por una grande escuadra de los Estados Unidos; los esfuerzos del gobierno de aquella poderosa República para establecer líneas rápidas de comunicacion con nuestras rejiones, son manifestaciones de leal amistad que debe inspirarnos confianza en el gobierno i en todo el pueblo de la gran República.

DON FRANCISCO A. CONCHA CASTILLO

Estamos en presencia de un poeta de inspiracion poderosa, cuyas poesias revisten la mas alta i hermosa orijinalidad.

Canta, con estro indisputable, los sentimientos mas nobles del alma i ensalza en ellos las virtudes que enaltecen la vida.

Cultiva el delicado arte de la poesia por invencible impulso de su espíritu i levanta en sus cantos altares a la abnegacion i a la fé, entonando himnos al heroismo i al martirio por el bien humano.

Así cree interpretar la mision social del poeta que educa i fortalece los corazones con el ejemplo edificante de la cultura cristiana.

Su produccion poética, que es profusa i modelo, enaltece nuestra literatura, pudiendo ser citada como honrosa para nuestra historia.

No se encontrará en ella ni el rebuscamiento empalagoso de la ficcion ni el amanerado prurito de imitar a los que presumen de maestros estraviando los mejores injenios.

Es un poeta de talento vigoroso, que sigue su propia inclinacion nativa i que va sembrando en su camino las ternezas de un sentimiento feliz i de sana idealidad artística i literaria.

Podemos presentarlo con orgullo como un bardo que funda entre nosotros i en la América latina una poesia de las mas ejemplares tendencias de cultura i de arte poético de independencia nacionalista.

Francisco A. Concha Castillo, nació en Santiago en 1855.–Cursó con brillo las humanidades en el Colejio de los Sagrados Corazones, poniendo de manifiesto desde su juventud invencible inclinacion por la literatura i en especial por la poesia. Esta aficion le hizo mas tarde abandonar los estudios de Derecho para dedicarse por entero a las bellas letras.

El conocimiento profundo de los clásicos i sus estudios concienzudos de la legua castellana, le han dado un lugar espectante entre nuestros críticos mas renombrados.

Como prosista, su estilo es fácil, atildado i castizo; pero su verdadero mérito i su mayor renombre lo ha conquistado en el campo de la poesia, demostrando en sus composiciones en verso profundidad e inspiracion no comun en las ideas, verdadera delicadeza en los sentimientos, fluidez, armonia i elegancia en la forma.

Católico ferviente i sincero, la relijion ha hecho vibrar, con frecuencia, la lira de Concha Castillo, celebrando sus triunfos i grandes solemnidades con sus mas tiernas i suaves armonias.

Diputado conservador al Congreso Nacional hasta el año 1890, abandonó, desde esa época la política por no

« AnteriorContinuar »